El dia empezaba nublado, con lluvias y desapacible….ufff que pereza pense, para colmo me llama mi hermano y me dice que con el dia asi no salia…Claro no es plato de gusto hacer 150 km en esas condiciones..,pero ¿donde esta el espiritu de lo triatletas? me dije…A CORRERRR
Si si quedamos con el Albert Garriga y con Jorge Rey y nos preparamos para acudir a la cita que meses antes habiamos concertado.
Estuvo genial an la cabeza los primero 50 km a fuegooo¡¡¡¡ estos pros no dan tregua..subiamos repechos a 42 km / h y luego cuando vino la montaña les deje…bueno mas bien ellos a mi …y empece tranquilete. Luego al final del puerto me alcanzaron Albert y Jorge. Jorge se fue porque en montaña anda bastante mejor que yo y luego al final del primer puerto me alcanzo tambien Albert.
Nos planteabamos hacer toda la prueba juntos, comentabamos descendiendo el primer puerto.
Fuimos solos un rato y decidimos esperar a algún grupo que nos llevara los 50 km de llano hasta los puertos siguientes….. y asi fue . De repente es un pajaro , un avión es supercoco…no es un flipao que va toda mechaaaa….. A rueda albert-ledije- y vaya tirón, pero alli que nos colocamos.
Mis piernas no estaban en el mejor momento ( estaban pagando los tirones de los pros ) y al Albert le comenzaban a dar rampas en las piernas. El grupo se fue haciendo mas grande y en un momento unos cuantos dieron un tirón y me fui con ellos hacia el apreciado llano jeje. El Albert se quedo con el segundo grupo. Pense ya me pillara en el segundo puerto. Pero de repente chas¡¡¡¡¡ a apretar los dientes que empiezan los relevos…Otra vez 45, 50 52 km/h y venga leña.
Luego en el puerto de San Juan de la Peña y Oroel me entcontre bien y no sufri practicamente nada… a mi ritmete. En el avituallamiento de arriba del puerto veo a Jorge llegar por detras, puesto que lo pase en el llano.. y el al verme el muy golfo ni paro, le dice a una chica del avituallamiento.. eh tirame un platano que sigo….ahhhhh no podia creerlo, ufff se estaba picando.
Pues nada lo tipico vamos a seguir juntos, bla bla bla y de repente Jorge empieza a bajar zumbando… pues nada no queda otro remedio. A zumbar se ha dicho y zas para abajo y pedaleando… y llegamos al puerto de Oroel y en un momento dice Jorge «me he dejado las piernas en el puerto».. ah si pense pues a darle …. y nos fuimos tres subiendo.
Las ultimas rampas las subia con plato grande jejej a ver si podia bajar de 5 horas.
Y al final 5h 07 min. Super bonita y muy chula. Me encanto la prueba.